5 errores a evitar a la hora de apostar en la NBA

5 errores a evitar a la hora de apostar en la NBA

5 errores a evitar a la hora de apostar en la NBA
Autor Franklin Santaella 12 Dec 2018

Os damos 5 consejos que debéis de tener siempre en cuenta antes de apostar a la competición de la NBA y que os evitará cometer errores imperdonables.

A continuación, ofreceré detalles de los 5 errores que debemos evitar cuando de apostar en NBA se trata:

  1. Apostar desde la perspectiva del fanático

No hay que dejarse llevar por la pasión a la hora de colocar dinero en una apuesta. Hay una marcada tendencia a perder la objetividad, puede ser que por tratarse de nuestro equipo favorito manejemos mucha información, ¡es verdad! Y ése sería un punto a favor, pero es realmente difícil ser objetivo, así es que en la medida de lo posible no apuesten al equipo de sus amores.

  1. Tomarse a la ligera los partidos Back to Back

El baloncesto es un deporte de mucha exigencia física y tratándose de la NBA los niveles de exigencia pueden llegar a ser elevados. Hay una tendencia bastante alta de que el equipo que juega en noches consecutivas pierda contra equipos, en teoría, más débiles: por cansancio o por decisiones técnicas (como darle jornada libre a los jugadores estelares). De hecho, la NBA ha escuchado las quejas de jugadores y directores técnicos y han reducido la cantidad de juegos Back to Back.

  1. Obviar la importancia de la localía

La NBA es una liga bastante localista, los equipos de media tabla hacia arriba suelen ser bastantes consistentes en casa por lo que siempre es bueno tomar en cuenta dónde se desarrollará el partido.

  1. Confiar en exceso del hándicap

En ocasiones, las casas de apuestas se dejan influenciar por la posición en la tabla a la hora de colocar el hándicap de un partido y aunque en el papel un equipo se vea muy superior al otro, esta superioridad no necesariamente se ve reflejada en la diferencia de puntos en el score final del juego, esto nos da un par de buenas opciones, dependiendo de la casa de apuestas y de nuestro criterio. Si creemos que el favorito ciertamente ganará pero el hándicap es demasiado grande, podemos bien tomar los puntos con el equipo no favorito y si nuestro criterio es correcto llevarnos la apuesta a favor o bien modificar la apuesta con un hándicap alternativo, esto último depende de la casa de apuestas porque no todas ofrecen las mismas opciones.

  1. No revisar las alineaciones antes de colocar la apuesta

Este último punto puede considerarse un error garrafal, sin embargo, muchos lo cometemos. Nos apresuramos a la colocar la apuesta, hacemos un buen análisis del partido pero no revisamos la alineación probable y solemos llevarnos más de una sorpresa desagradable cuando nos damos cuenta de que un jugador clave del equipo, al que le colocamos el dinero, no va a jugar ese partido, las razones pueden ser tan diversas como irrelevantes. También es bueno saber qué jugador está lesionado o saliendo de una lesión, si hay problemas internos, en fin todo lo que nos pueda llevar a presumir que el resultado de un partido no será el que indique la lógica. Como ya hemos reiterado en otras ocasiones, la información a la hora de apostar es vital, mientras más información tengamos a la mano de fuentes confiables, hay altas probabilidades de que el resultado sea cada vez mejor.